Diabetes al día

Get Adobe Flash player
Get Adobe Flash player
Get Adobe Flash player
Get Adobe Flash player
Get Adobe Flash player
Get Adobe Flash player
Lic. en Nut. Andrea Nebel
El Plan de alimentación de la paciente con diabetes Gestacional.PDFImprimirE-mail
Escrito por Lic. en Nut. Andrea Nebel

La Diabetes Mellitus Gestacional  (DMG) se define como una alteración del metabolismo de los hidratos de carbono de severidad variable, que comienza o se reconoce por primera vez durante el embarazo.
Cuando se diagnostica por primera vez la DMG se produce un shock, no importa el momento del embarazo que sea, siempre produce un impacto a nivel individual y familiar. Generalmente son pacientes con sobrepeso u obesas que ya tienen  inadecuados hábitos alimentarios, desorden en sus tiempos de comidas, escasa o nula actividad deportiva.

GANANCIA DE PESO RECOMEDADA DURANTE EL EMBARAZO.


ESTADO NUTRICIONAL PREVIO                GANANCIA DE PESO RECOMENDADA

BAJO PESO    IMC  MENOR 19.8                12 A 18  Kg.

NORMAL             IMC 19.8 - 26                    11 A 16  Kg.

SOBREPESO       IMC   26 - 29                     7 a 11  Kg.

OBESIDAD          IMC MAYOR DE 29           7 Kg.


IMC: Índice de Masa Corporal

*National Academy of Sciences - EE.UU. – 1990


Como es sabido, la dieta cumple un rol fundamental en el desarrollo y crecimiento fetal y en el ser futuro como individuo. Las dietas casi nunca se ajustan a los requerimiento nutricionales, se come lo que se desea, ya sea por el color, aroma, olor o por costumbre, provocando debido a esto desequilibrios alimentarios. Por eso la importancia de un plan de alimentación adecuado, una educación clara acorde al nivel de crecimiento y maduración de la paciente donde lo indicado pueda ser llevado a la práctica. Es entonces que se presentan algunas interrogantes como:

¿Se puede utilizar edulcorantes durante el embarazo?
SI, a excepción de la sacarina y el ciclamato. Los edulcorantes aconsejados son:
*Aspartamo: es de uso seguro durante el embarazo, a excepción de las mujeres con fenilcetonuria.
*Sucralosa: puede ser usado en el embarazo y la lactancia.
*Acesulfame K: atraviesa la placenta pero no plantea toxicidad.

La segunda pregunta que surge es: ¿tengo que bajar de peso?

No es el momento. Las recomendaciones de ganancia de peso y calorías son iguales a las embarazadas no diabéticas. Debe considerarse cada caso en particular y respetar hábitos y medio socio-económico. Debe prevenir hipoglucemias e hiperglucemias postprandiales. Debe favorecer la lactancia.

Las dietas tienen un aporte mayor de 1700 calorías para evitar cetosis de ayuno.

Otra pregunta frecuente es: ¿Debo hacer todas las comidas?

SI. La dieta debe ser fraccionada en 4 comidas principales (desayuno, almuerzo, merienda y cena) respetando los horarios de las mismas y realizando además colaciones (1 o más si es necesario), que serían ingestas con un tenor glucídico menor. El desayuno no se puede sustituir por mate. Los lácteos son  necesarios en la gestante por su aporte en calcio y vitaminas liposolubles. Estos deben ser de leche entera o semidescremada extra calcio. Los quesos también pueden ser semigrasas, no necesariamente magros. El consumo de carnes (cortes magros)  debe ser diario por el requerimiento de hierro. Éstas deben consumirse junto con un alimento rico en Vitamina C ya que facilita su absorción. El ácido fólico está en las verduras de hoja, cítricos, harina, hígado, se debe tener en cuenta ya que previene malformaciones del sistema nervioso a pesar de que debe ser indicado principalmente previo a lu gestación. Las frutas y cereales deben ser consumidas en cada caso en particular según indicación de la Nutricionista, ya que el consumo depende en gran medida de su control metabólico. Los vegetales crudos y cocidos acompañan el almuerzo y cena ya que aportan la fibra necesaria para lograr una mejor biodisponibilidad de todos los nutrientes. Los aceites crudos se incluyen ya que son ácidos grasos esenciales y no aportan colesterol a la dieta.

En cada control se modificará el plan de alimentación según las anotaciones que trae la paciente sobre su glucemia capilar e ingestas diarias. Para que éstas sean reales es necesario lograr la confianza del paciente. En cada control se evalúan los conocimientos adquiridos no sólo en la habilidad para aplicarlos, sino en las actitudes, ya que todos tenemos un objetivo en común: una Maternidad Feliz.



Agregue esta página a su red social preferida
 
 
 
 

Get Adobe Flash player
Get Adobe Flash player
Get Adobe Flash player